Lo más nuevo en medicina laser

El láser lleva pocas décadas dentro de la sociedad, aunque en la medicina, es algo un poco más joven, pero ha permitido avances en los procedimientos quirúrgicos que de verdad son impresionantes y que valen la pena destacar.

Hay dos áreas de la medicina en las que el láser es ya una herramienta que no puede faltar, la medicina estética y la oftalmología. En la medicina estética, existen procedimientos como la depilación láser, eliminación de arrugas, tatuajes, manchas de sol, pecas y ojeras, también otros relacionados a la reducción de grasa, complementando a la cirugía plástica. En la oftalmología, la cirugía láser es un procedimiento ideal para personas que sufren de miopía, astigmatismo, glaucoma, cataratas y otros problemas; destacando un procedimiento que toma un poco de ambas medicinas, ya que ahora se puede eliminar la pigmentación de los ojos color café para cambiarles el color a azul, es impresionante.

Otros procedimientos en otras áreas incluyen la eliminación de hongos en distintas regiones del cuerpo, distintas técnicas de cirugía odontológica, cirugías renales y tratamiento para eliminación de contusiones menores. Las últimas técnicas desarrolladas han permitido inclusive realizar cirugías para la eliminación de distintos tipos de cáncer como vejiga y próstata, comprobando que la tecnología láser ha evolucionado de manera importante.

A medida que se desarrollan nuevas técnicas que se lleven a cabo mediante el uso del láser, los médicos deberán adiestrarse adecuadamente si desean mantenerse con los estándares de la medicina moderna, ya que a un ritmo muy lento, muchos procedimientos realizados con cirugía tradicional están quedando relegados, y aunque mientras más personas capacitadas para salvar vidas hayan, mejor, sigue habiendo un mercado y los médicos deben buscar ser competitivos al mejorar y ampliar sus destrezas.

El láser médico es una tecnología que ha dado mucho de qué hablar desde su primera implementación en los años 80, vemos equipos cada vez más impresionantes en las clínicas, con más capacidades y prestaciones, dando la impresión de que podría convertirse en el bisturí del siglo XXI.