¿Qué pasaría si la tierra fuera del tamaño de júpiter?

Durante años, muchos científicos se han dedicado a estudiar el universo más allá de nuestra galaxia, teniendo como resultados descubrimientos realmente impresionantes. Uno de ellos ha sido el tamaño de los planetas, en nuestro sistema solar la mayoría de ellos son más grandes que la tierra, entre ellos júpiter y Saturno.

Estos dos gigantes están compuestos por gases metálicos en su atmósfera, gases que aquí en la tierra quizás no haya. Los estudios realizados especialmente en júpiter nos han indicado que este no tiene una superficie sólida, a excepción de su núcleo, que se cree que sea de superficie rocosa.

Así como estos dos gigantes están compuestos por gases, otros astros de gran tamaño también tienen las mismas características, pues al parecer, cuando un planeta alcanza cierto tamaño pierde la capacidad y estabilidad para tener una superficie sólida que pueda sustentar vida. Por ello, una de las interrogantes que ha surgido entre muchas personas ha sido ¿Qué pasaría si nuestro planeta fuera del tamaño de júpiter?

La respuesta es más que obvia, pues basándonos en la física actual, la tierra se volvería un gigante gaseoso, ya que la física no permite que un planeta con más de 15 veces el tamaño de la tierra pueda sostener una superficie rocosa. Pero si esto pudiera llegar a pasar en un lugar del universo, un planeta similar a la tierra y que tenga el mismo tamaño de Júpiter, la gravedad en el planeta tierra seria 7 veces mayor a la que tiene actualmente.

Con esto llegamos a pensar que los capaces de albergar vida en este planeta sería solamente un gigante 7 veces mayor a nuestro tamaño, pero en realidad, los humanos deberían ser de 7 veces menor a nuestro tamaño para moverse de forma natural con respecto a la densidad de este gran planeta tierra, viviríamos en un mundo súper gigante pero tarde o temprano nos congelaríamos, ya que su rotación es bastante lenta y al tratarse de un mundo bastante grande, la mirada al sol tardaría mucho más tiempo, el planeta se enfriaría demasiado y nos congelaríamos.